En nuestras instituciones de salud:

a) Descubrimos, servimos y amamos a Cristo doliente presente en los que sufren.
b) Los ayudamos a encontrar el sentido de sufrimiento.
c) Los escuchamos y acompañamos, confortando desconocen los auxilios espirituales.
d) Promovemos el valor de la vida alentándolos a vivir en esperanza.
En nuestras instituciones de Salud realizamos nuestro apostolado con un sentido misionero, propiciando la evangelización de los enfermos, familiares y colaboradores con respeto y caridad.

Las hermanas y el personal de salud, promovemos el valor de la vida y por ningún motivo permitimos que nuestras instituciones se realicen métodos terapéuticos que destruyen la vida o impidan su desarrollo.

Las hermanas y personal de salud, nos acercamos a los enfermos con caridad, prudencia y compresión, dándoles la atención necesaria con prontitud y eficacia



Nuestros HOSPITALES